sin pena ni gloria

unha emoción compartida
é un contrato íntimo
que vai máis alá das palabras

__

Ataque de ansiedad

Publicado en 26 de Marzo, 2006, 11:32. en ¿Y POR QUÉ ME CUENTAS TU VIDA?.
Comentar | Comentarios (6) | Referencias (0)
Etiquetas:

Me he despertado igual que todas las mañanas desde hace más de un mes: 
pensando en el esfuerzo que me espera para superar el día sin llenarme de tristeza y caer en el desánimo.
Hoy además estuve al borde de un ataque de ansiedad, mi corazón latiendo desbordado, llena de angustia y lágrimas que salían sin llorar,y notando que al instante siguiente podría explotar y desbordarme para siempre, sin marcha atrás.
Me asusté, pero no quise llamar a mi hijo ni a V., por no preocuparles.
Preferí llamar a M. y lo que esperaba que fuera un bálsamo, una ayuda para recuperar la calma, se convirtió en la convicción de que en el dolor uno siempre está solo. 
A cada uno solo le importa lo suyo.
Estoy usando este teclado como un desahogo, va dirigido a la nada.
Sé que las depresiones y los ataques de pánico pasan, luego cuando oyes en otras personas tus propias expresiones, 
conoces lo que está pasando,
y con una triste sonrisa interior sabes que no hay palabras para decir.
Envío mi hermandad como ser humano a todos los hermanos y hermanas que sufren.
No quiero seguir siendo raíz en las tinieblas,
vacilante, extendido, tiritando de sueño,
hacia abajo, en las tripas mojadas de la tierra,
absorbiendo y pensando, comiendo cada día.

No quiero para mí tantas desgracias.
No quiero continuar de raíz y de tumba,
de subterráneo solo, de bodega con muertos
ateridos, muriéndome de pena.
Pablo Neruda